Blogia
Dreamer, el secreto de vivir soñando...

Echando de menos...

A veces un sonido, un nombre, a veces la lluvia y a veces el sol, a veces nada, a veces todo. Lo cierto es que a veces siento que gané el mundo por una parte, pero que por otra perdí algo que me daba vida...

Echar de menos es sentir el rumor de su mar a miles de kilómetros de distancia, sentir que las olas te han arrastrado mar adentro sin devolverte a la orilla, echar de menos es sentir muy profunda esa sensación de tener un pie eternamente al borde del precipício, descubrirte entre lágrimas observando un sol que no brilla tanto bajo un cielo que está etenamente cerrado con llave. Aquí incluso el sonido del balón no trae la misma ilusión.

Hoy es época de carnaval, hace tan sólo un año que estaba viendo a mi tierra engalanarse de fiesta, y de baile, y de felicidad. Sin embargo parece haber transcurrido siglos ya, siglos en los que por otra parte, he vivido las mejores sensaciones que se pueden desear.

Dicen que la tierra de uno es aquella donde se nace, yo estoy muy orgulloso de donde nací, pero admito que por lo menos la mitad de mi corazón late al ritmo chicharrero, y duele saber que cada día que pasa mis pasos se alejan un poquito más de aquellas fronteras que tienen el mar como fín, donde el término vida alcanza su máximo esplendor.

Sin embargo lo que he encontrado aquí, en mi tierra, justifica todo, jamás aquello me hubiese ofrecido este tesoro, y ya se sabe que en este largo camino de la vida, por cada cosa que se gana, algo debe quedar en la acequia.

Disfruta de tu fiesta mi isla, yo siempre te llevaré en lo más profundo de mi corazón.

Y para los nostálgicos como yo, este tema de Gloria Estefan. A mí me recuerda a las islas afortunadas, a una tierra que me ha dejado de querer, que ya no se posa ante mis ojos en cada amanecer...

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres